Buenos Aires, 05 de agosto de 2020

Buscador

 

 

"Dulce familia"

 

 

Título: “Dulce familia”. Titulo original: Idem, México, Chile 2019, hablada en español. Realización: Nicolás López. Guión:  Guillermo Amoedo, Coca Gómez, Nicolás López. Producción:  Miguel Asensio Llamas, Jacobo Nazar, Rodrigo Trujillo. Fotografía: Antponio Quercia. Música; Manuel Riveiro. Diseño de producción: Amparo Baeza. Escenografía: Tatiana Chavcarría. Diseño de vestuario: Pilar Calderón. Supervisión de sonido: Mauricio Castañeda. Supervisión de efectos visuales:  Rodrigo Rojas Echaiz Compaginación:  Diego Macho Gómez. Intérpretes: Paz Bascuñán (Ale),   Regina Blandón (Barbara), Fernanda Castillo (Tamy),, Vadhir Derbez (Beto), Vanessa Diaz (Juana), Florinda Meza (Verónica), Boris  Quercia (Carlos), Estreno en la Argentina: 02 de julio de 2020, presentado por BF-Paris Distributión: Género: Comedia. Duración: 100 minutos, sin calificación: Disponible en iTunes, Google.play

 

 

 

 

Este experimento de película se monta (no significa que cabalgue) sobre el género de la comedia para transitar por temas mayormente problemáticos. En principio una familia disfuncional para luego probar establecerse en el tipo de relación que los humanos en sociedad establecen con, para, y a través de la comida. Digamos que intenta, nunca lo logra, promover la sonrisa estableciendo un discurso bien intencionado.

El lamentable guión escrito en conjunto por Nicolás López, también en funciones de director,  Guillermo Amoedo y Coca Gómez constituye una galería de personajes que si hubieran llegado a la exageración en torno al ridículo como arquetipos hubiese funcionado, pero en ningún momento se asoma al grotesco como género.

En tanto su estructura narrativa es clásica, de supuesta progresión lineal, con  el montaje acorde a esto, sin ningún tipo de búsqueda estética o rupturas lingüísticas, no es que sea necesario, pero tampoco es su intención, claramente se vivencia como una producción netamente televisiva o, dicho de otro modo, para un público cautivo por la caja boba.

Todo es del mismo tenor, la dirección de arte que peca de kitch, la fotografía sólo trabajada para que se vea en pantalla lo que hay que ver, con un dato que no es menor, todo trabajado en tonos y colores hiper brillantes, denotando una alegría que no es tal. Asimismo la banda de sonido demasiado presente y subrayando lo obvio, canción incluida como hilo conductor del intento de discurso establecido.

Todo esto sostenido, en sentido irónico, claro, por ese lamentable guión con diálogos que parecen extraídos de un antiguo manual de guiones cinematográficos.

La historia se centra principalmente en Tamara  (Fernanda Castillo), la menor de tres hermanas, dueña de una exitosa pastelería, su novio Beto (Vahdir Derbez), con quien convive hace 10 años, quien  le acaba de pedir matrimonio. Pero todo esto se transforma en un calvario cuando su deseo es casarse usando el vestido de novia de Verónica (Florinda Meza) su madre, una estirada (literalmente hablando) vieja actriz de televisión (esto lo aclaran más de una vez), extremadamente delgada, por lo cual deberá bajar 10 kilos para poder usarlo.

Para tal fin recurrirá a su hermana Bárbara (Regina Blandón), una médica nutricionista, que ha creado un sistema de adelgazamiento veloz,  con una aplicación en el celular incluida, mientras ella misma presenta un grave trastorno alimenticio que mantiene en secreto

Para cerrar el trío aparece  Alejandra (Paz Vascuña), la hermana mayor, quien tiene su propio calvario, su karma es el mantenerse flaca, pero la presentan con otro trastorno alimenticio muy común, nunca nombrado, al que se le suma como madre la relación que tiene con su hija Juana (Vanessa Díaz), una adolescente con claro exceso de sobrepeso. Añadiéndole a todo esto aparece su ex marido, Carlos (Boris Quercia), un profesor de filosofía, padre de la niña de 13 años,  quien la incita y alienta con la comida, dándole dinero para que se compre hamburguesas en la más famosa cadena de comidas rápidas. Hago un paréntesis para dar cuenta, con un simple ejemplo, de lo burdo que es todo, en una escena en que ambos padres hablan por teléfono, y se lo ve a Carlos leyendo un libro cuyo autor es……..adivinó… el mismísimo Boris Quercia, el título del libro pasa desapercibido pero su autor, no.

Todo es excesivamente previsible y aburrido, las escenas de supuesto humor, demasiado torpes siempre, cuando no recurre a lo escatológico como si eso promoviera alguna risa.

Tampoco ayuda de manera sobrada las actuaciones, Paz Vascuña, la actriz chilena, posiblemente sea la única que salga un poco aireada, será porque su personaje tiene ribetes más cotidianos y emociones más auténticas a las que les termina dando credibilidad con su actuación, pero sólo rdo, todo el resto del elenco se hunde por el peso de sus personajes.

Si hablamos de comida, trastornos alimenticios, uno de los principales temas a tener en cuenta es el colesterol, el mismo se produce por exceso de comidas grasas, azucares, hidratos de carbono en general, llegar a parámetros de mucho riesgo lleva años, y su manifestación se traduce en síntomas,  algunos son: hinchazón de las extremidades, pesadez estomacal e indigestión, dificultades en el ritmo intestinal, urticaria, dolores de cabeza y pecho, visión borrosa, ACV, ataque al corazón. Sin embargo, para que aparezcan estos signos pueden pasar años de desarreglo alimenticio, y éste filme se los produce en 100 minutos. Creame.

Lo dicho, una historia edulcorada al extremo, que  termina por ser indigerible más que empalagosa.

 

 

Calificación: Mala (Héctor Hochman)

 

 

STAFF

Director: Andrés B. Pohrebny – Secretario de redacción: Andrés N. Martín

Redactores: Elena Castelli, Romina Gretter, Jorge Grez L., Carlos Herrera, Lic Héctor Hochman, Beatriz Iacoviello, Ricardo Silva. Asesor Legal: Luis Kramer.

 

"El rincón del cinéfilo", fundado el 2 de junio de 2007 por Leonardo Colaneri, Jorge Grez L., Andrés N. Martín y Andrés B. Pohrebny, es una producción del Primer taller para el espectador cinematográfico (I.G. No 000617).

 

La dirección no se responsabiliza del contenido de las críticas y notas firmadas, como de los mensajes de la publicidad que se incluye en sus ediciones. Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización previa de la dirección.