Buenos Aires, 25 de febrero de 2020

Buscador

 

 

"Nueva York, sin salida"

 

 

Título: “Nueva  York, sin salida”. Titulo original; “21 Bridges” USA  2019, hablada en inglés, con subtítulos en español. Realización: Brian Kirk, Guión: Adam Mervis, Matthew Michael Carnahan, sobre una historia del primero. Producción: Chadwick Boseman, Logan Coles, Gigi Pritzker, Anthony Russo, Joe Russo, Robert Simonds. Fotografía: Paul Cameron. Música_ Alex Belecher, Henry Jackman. Casting_ Avy Kaufman. Diseño de producción: Greg Berry.  Dirección de arte: Matteo De Cosmo, Helena Holmes. Escenografía: Regina Greces. Diseño de vestuario: Dacid C. Robinson. Dirección de 2da unidad: Andy Gill, Spirto Razatos. Diseño de sonido: Lawrence Zipf, Lawrence Zip Supervisión de edición de sonido: Paul Urmson. Supervisión de efectos visuales: Gabriel Regentin. Coordinación de dobles: Andy Gill. Compaginación: Tim Mleurre. Intérpretes: Chadwick Boseman (Andre Davis), Sienna Miller (Frankie Burns), J.K. Simmons (Capitán McKenna), Stephan James (Michael), Taylor Kitsch (Ray), Keith David (Deputy., inspector jefe), Alexander Siddig (Adi), Louis Cancelmi (Bush), Victoria Cartagena (Yolanda), Gary Carr (Hawk). Estreno en la Argentina: 02 de enero de 2020, presentado por  Diamod Films  Género: Drama. Duración: 99 minutos, S/M.16 años

 

 

 

Sería caer en un facilismo decir que éste estreno es una más del montón, porque ese “montón” está plagado de basura y obras mediocres. En todo caso, ya que el argumento no inventa la pólvora, podemos decir que “Nueva York, sin salida” tiene con qué sobresalir de todo ese rejunte, y hasta se da un pequeño lugar para instalar alguna que otra sutil crítica a la falsa prédica institucional de la policía.

El comienzo, que incluye una toma aérea que sí funciona dramáticamente, muestra a un niño en el velorio de su padre, masacrado en cumplimiento del deber. Ese discurso de despedida que se escucha en off se impregna en la vida del muchacho que 20 años después ya es todo policía con todas las de la ley. Davis (Chadwick Boseman) ha crecido con la sombra y la imagen de su padre para convertirse en un oficial de investigación respetado. Menuda noche la que le toca. Dos ladrones se agarran a tiros en una entrega de cocaína y terminan matando a siete uniformados. Se les fue de las manos la cosa, y ahora hay sangre en la calle por la cual el alcalde tiene que dar explicaciones. A riesgo de que se escapen rápido de la isla de Manhattan y. con alto costo mediático y político, Davis propone cerrar los 21 puentes que la conectan con el continente. Una carrera contra reloj para resolver un caso en donde parece ser que hay algo más que un negocio de drogas.

Sobre este personaje recae toda la narrativa de la película, y el director Brian Kirk cuenta para esto con los tres elementos centrales para no caer en el abismo de las remandas fórmulas del género: Pulso narrativo, buena dirección de actores, y sobre todo un guión, decentemente escrito por Adam Mervis y Matthew Michael Carnahan, que astutamente construye un ramillete de acciones arraigadas en la construcción del protagonista (cuando elige disparar, hacer las cosas amparado en la ley, su olfato para descubrir cuando hay gato encerrado, etc.)

Sólida técnicamente, tanto en montaje como diseño sonoro y fotografía (sobran algunos pasajes de la banda sonora).  y descansando en el buen desempeño de Chadwick Boseman que trabaja muy bien el estado de calma dentro de la tormenta, pero también cuando hay que correr o apuntar con cuidado de no usar la fuerza hasta que no hay otra alternativa. Boseman nunca abandona esa marca de la niñez  de Davis que signó su carrera como policía, en especial cuando el relato lo apuntala como una potencial especie de Sérpico.

Hay elipsis cortas, subrayadas por el cambio de hora cuando el ritmo aumenta de velocidad y si bien el recurso funciona, a lo mejor se apura un poco en resolver algunas escenas porque no hay aquí vueltas de tuerca o desvíos argumentales,  es decir, “Nueva York, sin salida” no pretende salirse de su esquema. ni ser otra cosa que un entretenido relato apoyado en la tensión efectiva del juego del gato y el ratón.

 

 

Calificación: Buena (Guillo Teg)

 

 

STAFF

Director: Andrés B. Pohrebny – Secretario de redacción: Andrés N. Martín

Redactores: Elena Castelli, Romina Gretter, Jorge Grez L., Carlos Herrera, Lic Héctor Hochman, Beatriz Iacoviello, Ricardo Silva. Asesor Legal: Luis Kramer.

 

"El rincón del cinéfilo", fundado el 2 de junio de 2007 por Leonardo Colaneri, Jorge Grez L., Andrés N. Martín y Andrés B. Pohrebny, es una producción del Primer taller para el espectador cinematográfico (I.G. No 000617).

 

La dirección no se responsabiliza del contenido de las críticas y notas firmadas, como de los mensajes de la publicidad que se incluye en sus ediciones. Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización previa de la dirección.